LOS ÁRBOLES

Campaña los Derechos de los Árboles

Queremos vivir la Naturaleza, compartiendo el despertar y el atardecer del bosque, su respirar, sus problemas, su deriva.

 

Cuidando el bosque cuidamos a todo el planeta.
Biotop Natura quiere que nos activemos para que juntos lo protejamos.

 

"Si los humanos cuidan los árboles, los árboles cuidarán de nosotros" (Selvans)

 

Tenemos un planeta con un patrimonio natural muy rico, con un gran valor intrínseco que está muy por encima de su valor material o económico.

 

Desde Biotop Natura queremos hacer conocer estos valores intangibles de la naturaleza para que aprendamos a valorar la naturaleza por lo que es y no por lo que nos hacen ver o creer que es, y de esta forma intentar verla como parte de nosotros y no como un producto de utilización.

Defender los derechos de los árboles:

Esta campaña quiere mostrar los árboles como seres vivos y sensibles que son. Pretende mostrar una nueva cara del mundo vegetal lejos de la visión utilitalista.

Quiere que nos acercamos a las plantas y los árboles. Elevar su estatus dentro de nuestra sociedad.

Quiere dar a los árboles los derechos que todo ser vivo necesita para poder vivir dignamente. No queremos que mueran, pero tampoco que sobrevivan. Queremos que vivan.

Tienen que dejar de morir por culpa de nuestros caprichos, intereses o por nuestra ignorancia .

Creemos que el factor de proximidad es fundamental y es por eso que queremos empezar por los derechos más cercanos, los derechos de los árboles urbanos. Son los más desfavorecidos y los que tenemos más cercanos. Si no somos capaces de entender, proteger y cuidar a nuestros árboles de calle, ¿ como podemos llegar a proteger un bosque, o proteger los bosques tropicales? Si no somos capaces de cuidar a nuestros árboles,¿ cómo podemos proteger a los animales que viven en ellos?

Comenzamos pues por lo pequeño y cercano y después nos iremos expandiendo.

Te invitamos a escuchar el vídeo de presentación de nuestra Campaña "Los Derechos de los Árboles" hecho por Isabel Verdaguer

Prioridades

Una de nuestras prioridades es impedir el maltrato diario nuestros árboles. Cada día, con nuestros pequeños actos cotidianos y en muchos casos inconscientes, vamos maltratando al verde que nos rodea. Continuamente y de forma generalizada los arboles son ignorados, golpeados, dañados y ni tan siquiera nos damos cuenta. Muchos árboles mueren enferman cada año por culpa directa de las drásticas y mal hechas podas que les practicamos.
Hay que acabar con la creencia de que la poda es beneficiosa para los árboles.

Referente y colaborador:

Francis Hallé, un gran botánico de nuestros tiempos, que ha dedicado su vida a las plantas y se ha convertido en un referente en la lucha y conservación del mundo vegetal.

Estamos en contacto con él y utilizamos sus libros y su trabajo como material de trabajo de nuestra campaña.

Nos hemos unido a su causa y hemos traído a nuestro país su lucha y su trabajo, y lo adaptándolo a la situación y necesidades de nuestros árboles.

Os animamos a leer un libro suyo: "Du bon usage des arbres", 2011

Trabajaremos un documento que hablará sobre la situación precaria de los árboles urbanos y haremos una carta sobre sus derechos y enviaremos una carta al máximo de ayuntamientos posibles informando sobre la necesidad de un cambio en la gestión urbanística del arbolado viario. También queremos proponer un cambio en la legislación actual para que las plantas puedan adquirir un nuevo estatus legal y puedan así tener un apoyo y una protección legal.

Objetivos de la campaña

-Lograr una ley, primero a nivel Estatal Español, y luego Europeo, que garantice los derechos de los árboles, que permita denunciar su maltrato y vele por su bienestar.

-Divulgar y sensibilizar sobre los árboles, entendiendo el árbol como el paraguas del resto de seres vivos del planeta.

-Acercar y conectar las personas a los árboles y la Naturaleza de una forma diferente. Las emociones como herramienta de conservación.

Pilares del proyecto:

Para conseguir nuestros tres objetivos hemos creído oportuno dividir el proyecto en dos pilares base, dentro de los cuales se abrirán diferentes líneas de trabajo que nos permitirán avanzar en nuestro proyecto.

1. Pilar legislativo:

Cuaderno donde exponemos las leyes que proclamamos para los árboles y el porqué de estas, basándonos en lo necesarios que son para nuestra condición humana y nuestra supervivencia y en su capacidad de ser seres sensibles y con inteligencia propia.

1. Que nos dan los árboles y porque tienen que ser defendidos. Sus derechos son nuestros derechos.

Aquí hacemos una exposición sobre todo lo que nos proporcionan los árboles. Es la forma más directa de entender la proclama de los derechos arbóreos, no como un capricho, sino como una necesidad también humana. Si queremos seguir disfrutando de nuestro derecho a la vida tenemos que entender que eso solo será posible si defendemos a quien nos da la vida. Defender a los árboles, es defender a estos, pero también es defendernos a nosotros mismos. La proclama de sus derechos viene como consecuencia de la gran cantidad de derechos humanos que quedan vulnerados al no garantizar la supervivencia y bienestar de los árboles.
Al igual que en muchas ocasiones no nos damos cuenta, o no valoramos, el gran esfuerzo altruista que todos los padres del mundo ejercen sobre sus hijos, tampoco somos conscientes del gran servicio que nos brindan nuestros aliados los árboles.
También dan sin pedir nada a cambio, nos dan alimento aunque ello suponga su muerte, nos dan un hogar aunque sea a base de su consumo, nos dan medicinas, nos dan sombra, nos dan regulación térmica, regulan los cursos hidráulicos y nos dan agua provocando la lluvia y las nieblas, retienen el suelo, y evitan el empobrecimiento de nuestra tierra nutriendo con sus hojas y reteniendo con sus raíces, dan cobijo a mamíferos, insectos y aves que regulan nuestras plagas, hacen la vida posible en las ciudades, decoran nuestras calles y jardines, nos escuchan cuando necesitamos un confesor discreto, y lo más importante limpian el aire que contaminamos fijando el CO2 y otras substancias tóxicas para los humanos, en sus tejidos y a cambio nos dan el aire puro que necesitamos para respirar. Oxígeno a cambio de dióxido de carbono. No hemos sido capaces hasta ahora de hacer ninguna máquina que pueda hacernos este intercambio. Nuestra mejor tecnología no ha podido superar a las plantas.¿ Que necesitamos más para que veamos que tenemos que proteger a la mejor y única forma de salvarnos?
Podría entrar en detalle sobre todos los materiales que nos dan y todo lo que realmente sacamos de ellos, y ello sin entrar en su valor intrínseco. El valor propio al de ser un árbol.

Francis Hallé en su libro “El buen uso de los árboles” nos describe la actividad de una persona cualquiera durante medio dia. Solo con la descripción de mediodía nos hace ver cómo sin darnos cuenta prácticamente todo lo que hacemos necesita de la existencia de los árboles. Os recomiendo su lectura. (Du bon usage des arbres. Francis Halle. 2011).

Resumen sobre lo que nos aportan los árboles:

1. Valor ornamental

2. Reducen y atenúan el ruido de las ciudades y carreteras.

3. Extraen la humedad de suelos y paredes de casas construidos en suelos húmedos, principalmente de pisos construidos bajo tierra.

4. Emisión de substancias volátiles beneficiosas para controlar plagas, bacterias...

5. Emisión de substancias volátiles beneficiosas para nuestra salud.

6. Efectos beneficiosos sobre nuestro, cuerpo, mente y nuestras emociones. Su presencia, y no solo por sus substancias volátiles, tienen beneficios en el estado anímico y en la psicología de las personas. Reduce la agresividad, mejora la concentración, mejora el sueño, aumenta nuestra creatividad, aumenta la energía positiva, acorta el periodo de recuperación...

7. Emisión de sustancias que atraen a depredadores que controlan ciertas plagas.

8. Cobijo para fauna y flora necesaria para nuestro ecosistema. Esta propiedad aumenta proporcionalmente con la edad del árbol.

9. Sombra

10. Corta vientos

11. Aumentación de la humedad del aire y bajada de la temperatura como consecuencia de su evaporación y transpiración.

12. El punto anterior si tenemos árboles cerca de las casas (pisos también) se detecta una reducción energética y un consecuente ahorro económico.(Reducción de un 20-25% de energía).

13. Nos dan agua a través de su humedad y de la lluvia que crean, gracias a su evaporación y a otras moléculas que desprenden en la atmósfera. (Tras la deforestación masiva detenemos la lluvia y el ciclo hídrico natural).

14. Producción de iones negativos muy beneficiosos para nuestra salud y sobre nuestro estado anímico.

15. Nutren el suelo con sus hojas.

16. Retienen el suelo evitando la erosión y empobrecimiento del suelo por viento y por inclinación del terreno.

17. Absorben el CO2 (Dióxido de carbono). Los árboles son un acumulador de contaminantes atmosféricos (la mitad de la masa del árbol después de secado, está constituido de carbono extraído de la atmósfera)

18. Además de absorber el CO2 también absorben otros contaminantes que mezclados con el gas carbónico, entran por las hojas , se diluyen con el agua y se reparten almacenandose en diferentes partes de la planta. Estos contaminantes pueden ser: Metales pesados (plomo, cadmio, manganeso, …), contaminantes resultado de la combustión y de las actividades industriales, contaminantes gaseosos, óxidos de azote, NO I NO2, óxido de azufre, SO2, CO,ozono, O3...

19. Esta capacidad de absorción de CO2 y otros contaminantes convierten a los árboles en la principal herramienta de control del cambio climático.

20. Nos proporcionan gran cantidad de materiales textiles, de construcción, alimentarios y médicos..

21. Los bosques son necesarios para que los animales puedan vivir en ellos. La deforestación está ocasionando que los animales invadan los espacios urbanos e interactúen con los humanos con el consecuente riesgo de contagio de enfermedades, problemas de cohabitación...

22. Nos aportan O2. (Oxígeno).

23. En definitiva la salud de los árboles y los ecosistemas forestales es indispensable para la salud mundial, tanto para depurar el aire y el agua, asegurar la riqueza de nuestros suelos, parar la desertificación y el alimento que necesitamos, asegurar la lluvia, fomentar nuestra salud física y mental y evitar pandemias, además de asegurar coherencia con nuestro pasado. Un origen como especie arborícola que nos ha permitido llegar al homo sapiens actual.

Después de ver todo lo que los árboles nos aportan y de entender lo indispensables que son para nuestra continuidad como especie en el planeta, espero que quede completamente justificada nuestra proclama del derecho de los árboles.
Los necesitamos y con esta afirmación queda justificado el incluir dentro de nuestros derechos humanos aspectos que aseguren su continuidad. Pero queremos recalcar que no solo vemos necesario añadir nuevos artículos en nuestros derechos que aseguren su cuidado para nuestro uso y beneficio, sino que también vemos necesario crear unas leyes que aseguren sus derechos, independientemente de nuestros intereses. Hay situaciones en las que la defensa de sus derechos a través de los nuestros puede ser suficiente, però no tenemos que olvidar que si no focalizamos en los árboles, ante cualquier conflicto de intereses entre humanos y derechos, siempre saldrá ganando el humano basándose en su derecho a la propiedad. Creemos muy necesario la creación de leyes que maticen que comporta la propiedad de un bien natural. Es necesario limitar la propiedad y especificar que comporta y que no comporta.Se tiene que hacer una declaracion de derechos y obligaciones por ambas partes, y para ello primero se tiene que elevar a los árboles, al nivel de seres sensibles.

Abogamos además, como también dice Francis Hallé, por la creación de un comité independiente de los poderes ejecutivos, dedicado a la vigilancia y asesoramiento sobre los árboles y sobre la forma de relacionarnos con ellos. Tiene que ser un comité apolítico que no dependa de legislaturas de 4 años. Los árboles no atienden a nuestro concepto de tiempo. Los árboles a diferencia nuestra, podrían ser inmortales si no fuera por algún factor externo, como una rayo o una sequía extrema o una enfermedad. Tienen unos genes que cada año pueden hacer el ciclo que un animal hace desde que nace hasta que muerte. Los genes van muriendo pero la diferencia es que en los humanos los genes van muriendo con el paso del tiempo y ya no se vuelven a crear ni regenerar, y en un árbol en otoño se van muriendo para volver a crearse de nuevos durante la primavera siguiente, pudiendo acceder a una cierta inmortalidad. Si a esto le añadimos la capacidad que tienen la mayoría de árboles (los más modernos) a crecer en formato de colonias que van repitiendo estructuras como clones reiterativos, tenemos a unos seres muy longevos. Una longevidad que nos supera incluso como especie. Hay árboles centenarios, milenarios, llegando hasta árboles que superan los 43000 años como es el caso de la especie Lomatia, que germinó en la época de los neandertales, antes de que ni siquiera existiéramos como especie y que aún vive en la actualidad.
¿Un reino que tanto ha conseguido superar no creis que nuestras leyes tienen que poder asegurar su supervivencia ?
¿No creeis que tenemos mucho que aprender de una especie que ha conseguido vivir durante tanto tiempo? y sobre todo, ¿No creeis que se merecen tener unas leyes que los defiendan y un comité que vele por su vida y su supervivencia? ¿y que a su vez vele por nuestra supervivencia?

2. Objetivos de la proclama de los derechos de los árboles:

o Asegurar una buena relación entre humanos y árboles.

o Asegurar un buen “uso” de los árboles por parte de los humanos .

o Garantizar el bienestar y salud de las personas y de los árboles.

Como dice el filosofo Robert Dumas, “El árbol es el tutor de la humanidad”. Según él, los árboles son tan importantes para los humanos, que nos dan la posibilidad de comportarnos como verdaderos seres humanos. Y para ello, como dice Francis Halle, es haciendo un buen uso de ellos. Esta frase nos hace entender que no pueden separarse los derechos de los humanos de los árboles y que por ello defendiendo unos defendemos a los otros.

3. Artículos a añadir en la Declaración de los Derechos Humanos:

o Considerando que sin los árboles, nosotros no podemos ejercer nuestra condición humana, y que su compañía es un derecho humano fundamental, , nadie podrá ser alejado de la vista de los árboles, ni ser privado de su presencia. Y por ello: Los lugares habitados por los humanos (ciudades,pueblos, carreteras…) de forma cotidiana deben estar en la medida de lo posible plantados con plantas y a ser posible por árboles, considerando aquellos lugares exentos de verde como hostiles, invivibles y deshumanos, o en su más amplio significado, desnaturalizados.

o Todos los humanos, siendo iguales ante los árboles, nadie se apropiará el derecho de maltratar ni de destruir a los árboles.

o Utilizar a los árboles puede ser legítimo siempre y cuando se haga siguiendo lo estipulado como buen uso de los árboles. En caso de sospecha de un uso indebido el acto podrá ser evaluado por un comité experto y especializado a tal efecto y el veredicto será efectuado por consenso.

o La actitud de nuestra sociedad, englobando a todos los sectores, entidades y poderes, ante los árboles será siempre regida bajo la comprensión y el respeto hacia los árboles.

5. Artículos sobre la defensa de los derechos de los árboles:

1. Los árboles tienen que tener el suficiente espacio para vivir.

2. Necesitan de un buen suelo y de agua.

3. Necesitan de protección.

4. Les tenemos que dar el tiempo que necesitan.

5. No dañarlos ni maltratarlos con nuestras podas.

1. Los árboles tienen que tener el suficiente espacio para vivir:

Es muy importante conocer y tener en cuenta:

• El espacio aéreo i radicular que cada especie determinada necesita y desarrolla en su estado adulto. Hay que pensar que, contrariamente a lo que se cree, las raíces en muchos casos ocupan el doble que la copa.

• Edificios, estructuras, lamparas, cableados...y las instalaciones subterráneas.

• Proyectos futuros de urbanismo que puedan afectar a los árboles.

Tener en cuenta todo esto garantizará el buen desarrollo del árbol en un futuro, evitarà tener que arrancarlos cuando empiezan a tener unas ciertas dimensiones y evitarás sobre todo podas innecesarias y dañinas para el árbol por falta de espacio.

2. Dar a los árboles un buen sustrato:

Además de darles el espacio necesario, se les tiene que proporcionar un buen sustrato de plantación, aportando en el momento de la plantación aquella tierra que le sea necesaria basándonos en la especie y las condiciones del lugar.
También se tendrá de proporcionar al árbol un sistema de riego, muy necesario durante sus primeros años de vida.

3. Protección:

Los árboles que son plantados en lugares urbanos que puedan ser dañados por los coches (parkings…) serán protegidos por algún tipo de valla que impida el acercamiento excesivo de los coches a su tronco.

Además por temas de compactación también se tendrà en cuenta una separación mínima de cualquier maquinaria pesada.
El paso de las personas también compacta el terreno, ante lo que es necesario dar un mínimo espacio a su alrededor del cual no pueda ser pisado.
La superficie de todo árbol tendrá que tener una capa de “mulching orgánico”, que es una capa de origen orgánico que le protege de la erosión, la sequía y de la compactación, además de proporcionarle humedad. Otra opción muy recomendada es que los árboles serán sembrados a su alrededor con una mezcla de semillas de flores silvestres y herbáceas autóctonas que ayuden a crear un ecosistema beneficioso para el árbol y los insectos, además de añadir un factor estético al espacio. Cuando se vayan a ejecutar obras en un lugar donde haya árboles, estos serán protegidos con unas estructuras adecuadas para proteger y para hacer visibles los árboles. Además las personas que trabajen en la obra serán formadas sobre la protección de los elementos vegetales del lugar, a los cuales también se les notificará la prohibición de abocar cualquier elemento de construcción al sustrato.

4. Darles el tiempo que necesitan:

Dar a los árboles el tiempo necesario para que crezcan a su ritmo. No plantemos árboles ya grandes como resultado de alguna campaña electoral que quiere ganar votos, sino plantemos siempre árboles jóvenes que puedan adaptarse al suelo, a las estructuras subterráneas, que pueda enviar sus raíces hacia donde le convenga, buscando humedad, alimentos, anclándose de tal forma que pueda contrastar la fuerza de los vientos, o que en cambio pueda crecer en la dirección opuesta a algún elemento que les es perjudicial.

Así plantemos pensando no en el ahora inmediato, sino pensando en el futuro de nuestras calles, parques o ciudades. Si queremos espacios con grandes árboles comencemos por plantar pequeños árboles y cultivemos la paciencia.

5. Poda:

Dado que cada vez se demuestra más que las plantas sienten y perciben su entorno y lo que les suceda en su propio cuerpo, tenemos que cambiar viejas formas de actuar y de tratar a las plantas. Cuando podamos un árbol este lo nota y comienza toda una estrategia posterior para intentar cerrar todas las cicatrices ocasionadas por nuestra poda. Estas cicatrices en función de la edad del árbol, de la época del año, del lugar, del tamaño de la herida y de la especie de árbol, podrán ser cerradas o no. Aunque, en el mejor de los casos, la pueda acabar cerrando, antes de esto pasarán seguramente varios años, tiempo durante el cual le pueden entrar todo tipo de bacterias y hongos. Las heridas de poda aunque acaben cicatrizando han sido la entrada de muchos patógenos que pueden permanecer en los tejidos arbóreos y ir avanzando por ellos aunque la herida ya esté cerrada.

La poda puede acabar ocasionando la muerte del árbol, y en casi ningún caso les sera beneficiosa, todo y que los humanos continuamos podando año tras año a los arboles pensando que les hacemos un bien. Solo son buenas, o mejor dicho, menos perjudiciales, las podas de formación, cuando los árboles aún son muy jóvenes, las podas de limpieza, extrayendo ramas secas,,,.Y no olvidemos nunca que las podas las hacemos necesarias nosotros, porque el árbol ya tiene sus propias estrategias para vivir, sin necesidad de ninguna intervención humana. El problema es que una vez ya hemos intervenido y de manera drástica, como cuando hacemos las drásticas podas, el árbol queda completamente descompensado y debilitado y crece sobre tejido podrido que lo convierte en un árbol potencialmente peligroso, momento en el que si que ha de intervenir el hombre.

Y no olvidemos que el riesgo cero con un árbol de ciudad no existe, igual que no existe cuando cruzamos una calle transitada, pero no por ello paramos la circulación. Una buena gestión disminuirá al máximo los riesgos y peligros de un árbol.
La poda es la principal causa de muerte de nuestros árboles urbanos y de jardines. Frédéric Ségur, responsable de los espacios verdes de Lyon, en Francia, nos facilita unos datos que nos confirman esta hipótesis: el 80 % de las enfermedades de los árboles de ciudad están provocadas por las drásticas podas a las que son sometidos.
Asi que el acabar con estas podas serán uno de nuestros temas principales de demanda. Será acabar con su maltrato.

2. Pilar de divulgación, sensibilización y conexión:

Hacer conocer los árboles desde todos los ángulos posibles, y para todas las edades y sectores de la sociedad.

Intentar entrar en formaciones regladas que estén dentro del ámbito forestal para dar clases sobre los sentidos y la comunicación de las plantas.

Formar a los ayuntamientos:

-Cuaderno sobre cómo tratar a los árboles

-Marca de buena convivencia con los árboles

Los árboles dentro del curriculum escolar:

-Los sentidos y la comunicación de las plantas.
-Talleres de dibujo, art..sobre los árboles

Publicaciones:

-Un libro para adultos sobre el árbol desde muchas miradas y ángulos, empezando con el árbol como templo y lugar de espiritualidad, hasta un enfoque más científico con datos e investigación nueva sobre los diferentes descubrimientos hechos sobre los sentidos .. .
-Cuentos para niños sobre los árboles y la naturaleza.
-Revista sobre el árbol

Exposición itinerante sobre los árboles:

Charlas y talleres

Educación más reivindicativa:

-Concentraciones i manifestaciones
-Paradas de Trabajos
-Recolección de información fotográfica, informar y denunciar

Educación vivencial:

-Dferentes actividades y talleres para ayudar a las personas a conectar
-Plantaciones de árboles con escuelas
-Baños de bosque
-Danza entre árboles
-caminatas conscientes entre árboles
-Dibujo y arte creativo relacionado con el mundo arboreo

Luchamos por los derechos de los árboles.
Facebook
Twitter
Instagram